lunes, 5 de noviembre de 2018

Claves para ganar masa muscular en un caballo

Cuando pasas tantas horas junto a los caballos, es difícil apreciar sus ganancias musculares y otros aspectos que buscamos en su evolución para poder valorar a nivel externo. A veces las fotos nos ayudan, pero hay otros detalles que son rotundos, en este caso, una simple manta de caballo.


Atómico llegó el pasado mayo, y aunque ya era primavera, las noches eran frescas, por lo que al ser un caballo que venía de pasar los últimos años en box, le ponía una manta para pasar las primeras noches hasta que ya el tiempo se fue tornando más cálido.
El problema era que Atómico es pequeñín y todas las mantas que tengo son de caballos bastante más grandes, y las más pequeñas, las de mi yegua, que si bien no es una yegua grande, pero al estar muy musculada, son mantas de una talla más de la que le corresponde por medida de largo.
A Atómico, le ponía las mantas más pequeñas de mi yegua y aun así, le sobraba manta por todos lados. Bien, pues ahora, esas mismas mantas en las que cabían dos Atómicos, ahora le quedan prácticamente como un guante. Y esto sirve para comprobar, mejor que ninguna foto, que el caballo ha ganado bastante peso, y por supuesto, del que nos interesa, es decir, del muscular, porque no tiene ni un solo "átomo" de grasa.
¿Las claves? Sencillo: buen pienso (en mi caso, St Hyppolit), que no le falte el forraje, buen entrenamiento, revisión veterinaria quiropracta, estiramientos periódicos, y muy importante: vida en libertad y PAZ, mucha paz.
Puedes estar dándole a un caballo el mejor pienso y entrenarlo a tope que si vive estresado, no ganará músculo y su cuerpo no responderá igual. Los caballos pueden segregar mucho cortisol si sus condiciones de vida no son las apropiadas, y el exceso del mismo se puede comer el tejido muscular y en general, provoca desajustes metabólicos que harán que un caballo se debilite en general.
En resumen: entrena bien, alimenta mejor, proporciona buen descanso, y sobre todo, no repares en hacer de tu caballo un CABALLO FELIZ, y verás como cada vez está más fuerte y sano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario