sábado, 25 de enero de 2020

¿Qué hago con mi caballo cuando ya no lo puedo montar?

Soluciones y claves para mantener sano y en forma a tu caballo cuando ya no lo puedes montar
                  

viernes, 17 de enero de 2020

¿Cómo come tu caballo?

¿Tu caballo come con tranquilidad?


Uno de los medidores de estrés y de calidad de vida de tu caballo es la velocidad con la que se come su comida, sobre todo cuando se trata de alimentos muy sabrosos. En este caso, se trata de una mezcla de productos de @st_hippolyt_espana: Pre-Alpin (hierbas de Baviera) + Beep Pulp + Reform Muesly. Es un manjar exquisito para cualquier caballo, pero como veis, la yegua lo come tranquilamente. (Recuerda que todos estos productos puedes adquirirlos en la web https://www.st-hippolyt.es/ con un 10% de dcto. si introduces el código TOMMAS) Cuando un caballo come con prisa, no solo es un claro indicador de que sufre estrés, sino que no digerirá la comida en buenas condiciones. Posibles problemas de los caballos que comen con ansiedad: _Un caballo que come con avidez, puede ser por varias causas: su vida es aburrida, está “enganchado” al almidón; no recibe suficiente comida, etc. Un caballo que come rápido, además: _no digiere bien la comida ya que no llega suficientemente bien triturada al estómago ni mezclada con la saliva adecuada Al estar estresado, es probable que se produzcan otros problemas como niveles de cortisol elevados, déficits musculares, falta de descanso de calidad, sistema inmune bajo, facilidad para lesiones tontas… Hay mucha información en CÓMO COME TU CABALLO, aprovéchala. ¿Y tú caballo? ¿Cómo come?



miércoles, 8 de enero de 2020

Cómo crear vínculo con tu caballo


Empezamos el primer podcast del año con un tema sobre el que la mayoría de propietarios de caballos quiere saber más: la creación y el refuerzo del vínculo con nuestro caballo.
En la primera parte del podcast veremos cómo NO se crea un vínculo, para a continuación entrar en cómo si se consigue que nuestro caballo esté a gusto con nosotros y el vínculo se vea reforzado con el paso del tiempo.

Sí quieres oírlo directamente desde aquí, selecciona la opción "Reproducir en navegador".

Y si quieres descargar el archivo en mp3 escoge "Escuchar en app" y te pedirá que descargues la app si no la tienes instalada.

Espero que os aporte sugerencias de interés.


martes, 7 de enero de 2020

Cómo activar los super poderes de tu caballo

Y de un modo sencillo y económico.


En el artículo que precedía a este (Lo que tu caballo no usa, lo pierde) hablábamos de las enormes capacidades innatas del caballo. Si no lo leíste, te recomiendo hacerlo, para que entiendas mejor la importancia de hacer ejercicios como él que te propongo en este artículo.


A todos nos gustan los caballos que rebosan vitalidad y tienen sus capacidades a pleno rendimiento, pero,  ¿cómo se consigue que dichas capacidades vayan a más con el tiempo?

Aquí vamos a hablar de cómo mantener a tope una de esas capacidades, y que pueden llegar a ser realmente super poderes.

Lo primero que me gustaría decirte, es que para que esas capacidades de tu caballo, estén despiertas y activas, no necesitarás hacer con él entrenamientos extremos y machacones. Creemos que solo los entrenamientos que acaban con los caballos sudados y sin una gota de energía, son necesarios para conseguir un buen estado de forma y un óptimo desarrollo de sus capacidades. Pero nada más lejos de la realidad, y de hecho, ese tipo de entrenamiento, acarrea justo lo contrario: caballos en mala forma, que se lesionan y que nunca estarán implicados en lo que hagan.

Por fortuna, conseguir el pleno rendimiento de dichas capacidades, es mucho más sencillo. Ahora bien, que sea más sencillo no significa que no requiera constancia y dedicación.

De hecho, estas son las dos claves principales. Y aquí es donde justo fallan la mayoría de planes de ejercicios de un caballo. Es muy común ver a caballos que por ejemplo trabajan muy intensamente el fin de semana y en cambio entre semana ni siquiera salen de su box. Así, es imposible conseguir un estado de forma mínimo, un desarrollo de las capacidades del caballo, y lo único que obtendremos, serán lesiones y problemas.

¿Y cuáles son esas capacidades que pueden llegar a ser supepoderes? Pues muchas, y en definitiva, las que nos enganchan del caballo: velocidad, fuerza, agilidad, rapidez de respuesta, coordinación, equilibrio, etc. 

En esta ocasión vamos a centrarnos en una muy importante, y de la que ninguna hípica habla en sus clases y en la que casi nadie prepara a sus caballos: LA PROPIOCEPCIÓN

Veamos primero: ¿Qué es la propiocepción?

El control que tiene el cerebro de todas y cada una de las partes del cuerpo. De todas las explicaciones que hay por internet, me gusta mucho la del Dr. Sergi Sastre. Es experto en recuperación de lesiones humanas, pero el artículo que tiene sobre la propiocepción es muy completo y sencillo y perfectamente aplicable al caballo, puedes leerlo aquí.

¿Para qué sirve básicamente?

Mientras más alta sea la propiocepción, más ágil, coordinado y equilibrado estará un caballo.

¿Qué beneficios otorga el entrenarla?

No solo le otorgará los beneficios comentados, sino que le previene de un modo muy efectivo contra las lesiones.

¿En qué nos vamos a centrar más concretamente en el ejercicio del vídeo?

En el control de las cuatro extremidades, pero sobre todo de los cuatro cascos. La propiocepción funciona gracias a los propioceptores, y con el ejercicio del vídeo vamos a trabajar activando y estimulando especialmente los propioceptores que se encuentran en los cascos.

En casos de caballos herrados, y especialmente de caballos que han pasado muchos años mal herrados, la propiocepción suele verse muy disminuida, y si a eso le sumamos años de vivir en un box, y que su único trabajo haya sido en pista, es muy probable que la propiocepción de este tipo de caballos, esté al mínimo.

Por suerte, es enormemente sencillo poder trabajarla y desarrollarla, y una vez la hemos desarrollado, mantenerla activa. Tan solo requiere una serie de distintos firmes con los que podamos pasar con nuestro caballo. Además, no necesitamos hacerlo ni al trote ni al galope, solo al paso, y cuanto más tranquilos mejor, y lo ideal es hacerlo Pie a Tierra, sin montarnos.

Las pautas a seguir son sencillas: le ponemos a nuestro caballo una cabezada con un ramal y nos lo llevamos a caminar para que pise por cuantas más superficies distintas, mejor, por un espacio mínimo de 25-30 minutos, aunque al no tratarse de un ejercicio que genere fatiga, podemos hacerlo por más tiempo. 

Lo ideal es hacerlo varias veces en semana, y es mejor, 20 minutos todos los días que no una hora y media un día solo y el resto de la semana nada.

Un caballo mal herrado, siempre estará limitado para hacer este ejercicio, ya que el casco apenas impactará en el suelo y solo lo hará la herradura. Un caballo descalzo, pero mal recortado o con los cascos largos, tampoco aprovechará bien el ejercicio, ya que sus ángulos de apoyo y el contacto de la palma (en el caso de firmes de arena y gravilla) y de la ranilla, no serán óptimos.

Un caballo bien herrado, aprovechará mejor el ejercicio, pero sin duda, alguna, el caballo descalzo y con sus cascos bien recortados, será el que mejor aproveche este ejercicio, ya que el casco podrá ejercer su función de un modo completo.

En casos de caballos desherrados que estén muy sensibles, no es recomendable hacerlos pasar por firmes con piedras que les puedan causar demasiado daño, e ir adaptando el ejercicio a su nivel de sensibilidad, buscando firmes que le estimulen, pero que no le dañen.

Este es un tipo de trabajo que hago con Atómico para que los años que pasó viviendo en un minibox y del que solo salía para trabajar en pista, se reviertan. En su caso además, es una manera muy saludable de prevenir que su lesión en los menudillos de los posteriores vaya a más. 

En el vídeo puedes ver que el hacer este trabajo es muy sencillo, y que el único límite lo marca la creatividad que te permita desarrollar la zona en la que te puedas mover con tu caballo, pero mientras más firmes y terrenos diferentes pise tu caballo, más activos estarán los propioceptores de sus cascos.


Insisto en que es un trabajo que por no ser agotador ni machacón puedes incluir varias veces en semana o incluso cada día, y que mientras más tiempo pase el caballo parado en su box o corraleta, más necesario será.

Si quieres conocer muchas más formas de desarrollar las capacidades de tu caballo, lo que te cuento en este vídeo, puede interesarte: 












sábado, 21 de diciembre de 2019

100 RAZONES POR LAS QUE NO DAR AVENA A LOS CABALLOS

Podcast especial de Navidad en el que te cuento los principales motivos por los que descarto la avena como alimento para mis caballos.





Algunas de esos motivos son:

- El impacto negativo de la avena en el caballo al momento de ser ingerida

- Efectos negativos de la avena en el cerebro, capacidad de concentración y mecanismos de saciedad y adicción

- Cómo la avena actual no es como la avena antigua y ha perdido propiedades

- Porqué los caballos de PRE no deberían ni comer ni un grano de avena

- Porqué nunca debes dar avena a potros

- Y en general, motivos que probablemente nunca has oído sobre los efectos de la avena en caballos


Artículos con los que puedes ampliar información sobre algunos de los temas que se tocan en el podcast:

Obesidad humana y obesidad equina: http://www.tomasmateo.com/2016/09/obesidad-humana-y-obesidad-equina.html

Razones de peso por las que debes pesar lo que come tu caballo: http://www.tomasmateo.com/2017/08/razones-de-peso-por-las-que-deberias.html

¿Seguro que es caro alimentar bien un caballo?: http://www.tomasmateo.com/2019/07/seguro-que-es-caro-alimentar-bien-un.html

Puesta en forma de un PRE obeso y con varios problemas: http://www.tomasmateo.com/2017/08/puesta-en-forma-de-un-pre-obeso-y-con.html


domingo, 15 de diciembre de 2019

Campamento de Equitación online para esta Navidad


Te presento mi primer Campamento de Navidad online para estas próximas Navidades. Está indicado para personas de más de 12 años y está estructurado en seis clases, las cuales te llegan a través de tu correo electrónico. Las inscripciones están abiertas para cualquier país del Mundo.

No es necesario estar a una hora fija frente al ordenador o el tlf en los días señalados para las clases, ya que estas llegan a tu correo y tú te incorporas cuando quieras.

Cada clase tiene unas dos horas de duración de media, y el material te lo quedas para siempre. Es una ocasión excelente para abordar aspectos muy importantes en los que en las clases diarias de Equitación es difícil entrar, y en este Campamento online podrás conocer cuestiones que pueden cambiar por completo la relación con tu caballo, su forma física y tu manera de montar.

Comenzamos el 23 de Diciembre, y las clases están agrupadas en dos bloques:

BLOQUE 1: EL CABALLO

A_Conocer el caballo (23 Diciembre)

B_La base de todo: el Trabajo Pie a Tierra (26 Diciembre)

C_Nociones imprescindibles de Forma Física Equina (28 Diciembre)

BLOQUE 2: EL JINETE

D_El jinete elástico y flexible (30 Diciembre)

E_El factor mental en el jinete (2 Enero)

F_Ejercicios prácticos, propuestas en vídeo (4 Enero)

Cada clase contiene un manual en pdf y un audio explicativo, y la lección final,una serie de vídeos con propuestas de ejercicios prácticos.

PRECIO: 95 €
El pago se realiza por transferencia si estás en España y a través de Paypal si estás fuera de España.

Para inscribrite, te ruego rellenes este breve formulario. En cuanto yo lo reciba, te enviaré los datos para formalizar el pago:


viernes, 13 de diciembre de 2019

AHORA SÍ

El secreto de saber cuándo y cómo pedir a un caballo.

Hace ahora casi unos seis años, el destino unía nuestros caminos. Ella, una yegua que apenas se tenía en pie. Yo, alguien que no quería en ese momento tener caballo propio para  que nada me coartara la libertad. Pero fue imposible mirar para otro lado.





La habían elegido para ser yegua de cría, pero no se quedaba preñada, así que decidieron ir dejándola pasar cada vez más hambre.  En aquel momento, mi idea era simplemente sacarla de aquel infierno e intentar darle una vida digna.

El primer año solo fue para que recuperara salud, no hicimos nada de ejercicio más que el que ella hacía a su aire en el prado. Poco a poco, la yegua iba ganando peso y confianza. Y cuando ya tuvo unos mínimos de masa muscular y de salud, empezamos con trabajo a la cuerda.

Y así, seguimos muy paulatinamente. Sin prisas por montar, enfocándonos en que ganara todo aquello que había perdido: desde la musculatura, el equilibrio, la coordinación, etc. Han sido varios años de trabajo lento, pero continuo. Incontables horas de trabajo a la cuerda, de atención al más mínimo detalle, de salidas al campo a hacer cuestas...horas y horas con un solo objetivo: fortalecer a todos los niveles.

La yegua tiene ahora once años, y después de tanto tiempo de preparación, podemos empezar a trabajar con ejercicios exigentes de verdad. En el vídeo, comparto la primera vez que le hemos pedido a la yegua un trabajo así. Y lo hizo tal y como veís en las imágenes. Sin dudar, casi con la perfección de un caballo que lo llevara haciendo años. Y no es un ejercicio fácil. Es técnico y exigente físicamente.

En un panorama ecuestre en el que lo normal es ver los caballos rotos a edades muy jóvenes, yo defiendo un deporte hípico en el que se manejen otros tiempos y se trabaje sobre entrenamientos coherentes con la mente y la fisiología del caballo.

En la primera parte del vídeo podéis ver la yegua a día de hoy (diciembre 2019). En la segunda parte, teneís los primeros trabajos con los que empezamos pie a tierra hace unos cinco años. Por entonces ya llevaba conmigo un año, y aunque distaba mucho de estar en buena forma, al menos ya estaba mucho mejor de cómo se encontraba al principio y a pesar de llevar un año de buenos cuidados y viviendo en libertad, aún se movía torpemente, debido a los años de mala vida.

En todos estos años he tenido que oir que eso de que trabajar a la cuerda como yo lo hago son pamplinas, que lo que tenía que hacer era poner unas riendas de atar y trabajar en pista. Otros me dijeron que una yegua con una manera de andar tan horrible nunca podría hacer nada sin herraduras. En sus once años, sus pies no han tocado un hierro y a día de hoy tiene la agilidad de un gato montés. He tenido que oir que si esperaba tanto para montarla, después sería indomable. Se le puso un filete por primera vez con siete años y salgo con ella al campo con y sin hierro indistintamente. También me dijeron que nunca ganaría músculo, que ya era irrecuperable. Todas y cada una de las teorías de los supuestos entendidos, las he oído, pero a ninguna hice caso.

A mi me gusta ayudar a los caballos a ser más fuertes, felices y sanos, y por eso, me alejo de los métodos que tantos y tantos caballos han roto, y me centro en lo que claramente, funciona y hace que con cada año que cumple, el caballo esté más fuerte y motivado.

Y seguimos trabajando. Gracias a todos los que me apoyáis realizando mis cursos online, a los que me escribís mensajes de ánimo y en general a todos los que priorizáis la salud de vuestro caballo frente a cualquier otra cosa. Cada vez somos más y pronto seremos una mayoría, estoy seguro.

Y gracias infinitas a la amazona que monta la yegua en el vídeo, quien está sabiendo darle a la yegua eso que yo no le doy y que nos está permitiendo crecer sin ver el techo.

¡¡Gracias de verdad a todos!!